FICHA TÉCNICA DEL SORGO



 

Nombre común: Sorgo

Nombre científico: Sorghum vulgare L. y Andropogum sorgum sudanensis

Familia: Poaceae

sombra

 

 

Origen


Al sorgo se le conoce con varios nombres al redor del mundo, por ejemplo, mijo grande y maíz de Guinea en África occidental, kafir en África austral, duró en el Sudán, iowar en la India y kaoliang en China (Purseglove, 1972). El sorgo pertenece a la tribu Andropogonae de la familia herbácea Poaceae. La caña de azúcar (Saccharum officinarum) forma parte de esta tribu y es pariente próximo del sorgo (FAO).

Se tiene conocimiento de que el sorgo existió en India en el siglo I d. C. Las esculturas que lo describen se hallaron en ruinas asirias de 700 años a. C. Sin embargo, probablemente su origen este en África Central (Etiopía o Sudán), pues es allí donde se encuentra la mayor diversidad. Esta disminuye hacia el norte de África y Asia. Existen, sin embargo, ciertas evidencias de que surgió en forma independiente tanto en África como en la India. Este cultivo domesticado llegó a Europa hacia el año 60 d. C. pero nunca se extendió mucho en este continente. No se cuentan con registros de cómo se introdujo la planta en América. Las primeras semillas probablemente se llevaron al hemisferio Occidental en barcos de esclavos procedentes de África (INFOAGRO).

Fenología


fenologia trigo
Fenología del sorgo (Espinoza et al., 2014)

Condiciones ambientales para su desarrollo

Agua

Este cultivo tolera la sequía así como el exceso de humedad en el suelo que la mayoría de los cereales, crece bien bajo una amplia gama de condiciones en el suelo. Responde favorablemente a la irrigación, requiriendo un mínimo de 250 mm durante su ciclo, con un óptimo comprendido entre los 400-550 mm (INFOAGRO).

Se recomienda que el suelo tenga una adecuada humedad al momento de la siembra para asegurar una emergencia rápida y homogénea, con se logra una buena implantación del cultivo. Una mayor demanda de agua comienzan a los 30 días después de emergencia y continúan hasta el llenado de los granos, las etapas más críticas son la de panojamiento y floración, una deficiencia de agua durante esta etapa producira mermas en los rendimientos (INFOAGRO).

Temperatura

El sorgo requiere temperaturas de suelo no inferior a los 18 ˚C, por lo que muestra una sensibilidad a temperaturas bajas. El crecimiento de la planta no es verdaderamente activo hasta que se sobrepasan los 15 ˚C, situándose el óptimo hacia los 32 ˚C. En etapa de floración requiere una mínima de 16 ˚C, pues por debajo de este nivel se puede producir esterilidad de las espiguillas y reducir el rendimiento del grano.

Suelo

El sorgo se desarrolla bien en terrenos alcalinos, sobre todo las variedades azucaradas que exigen la presencia en el suelo de carbonato cálcico, lo que aumenta el contenido de sacarosa en tallos y hojas. Lo ideal son suelos profundos, sin exceso de sales, con buen drenaje, sin capas endurecidas, de buena fertilidad y un pH comprendido entre 6.2 a 7.8 (INFOAGRO).

Principales plagas y enfermedades

Plagas de suelo

  • Gusano de alambre, (Melanotus sp., Agriotes sp., Dalopius sp).
  • Gusanos blancos, (Anoxia villosa).
  • Gusanos grises, (Agrotis segetum).
  • Tipúlidos, (Tipulia oleracea).
  • Gusanos cortadores (Varias especies)

Como todos los insectos los antes mencionados tienen parte de su ciclo de desarrollo en el suelo, al alimentarse producen daños en semilla durante los estadios de germinación y plántula. Pueden convertirse en factores limitantes para el crecimiento inicial e implantación del cultivo. Algunas recomendaciones para su manejo son:

  • Labrar el suelo de 5 a 6 semanas antes de la siembra, manteniéndolos limpios de malas hierbas.
  • Evita el crecimiento de malezas hasta que el cultivo esté bien desarrollado.
  • Tratar a las semillas con algún producto biológico o insecticida.
  • (INFROAGRO)

Plagas del follaje

El sorgo es atacado durante su desarrollo por insectos. El manejo de éstos debe realizarse mediante un plan de manejo, que comprende el control biológico (parásitos y predadores), variedades resistentes, métodos culturales como por ejemplo: fecha de siembra, rotaciones, manejo de residuos entro otros, y si se requiere el uso de insecticidas. Estas alternativas son complementarias, la finalidad en mantener un suelo en equilibrio y si esto se logra la planta tendrá los elementos para defenderse de forma natural. Entre las principales plagas, se mencionan:

Gusano cogollero (Spodoptera frugiperda), se alimenta de las partes tiernas de las hojas. Daña la panícula antes de que emerja, y después de la emergencia de ésta se alimenta del grano en desarrollo.

Gusano soldado (Spodoptera exigua) las larvas recién salidas raspan la superficie de las hojas, luego se alimentan de los márgenes de las hojas, avanzan hacia el centro de ésta dejando solamente la nervadura central.

Pulgones son varias las especies de pulgones que afectan al sorgo. El que más daño produce en el cultivo es el pulgón verde de los cereales y recientemente el pulgón amarillo (Melanaphis sacchari). Succionan la savia de la planta, introducen toxinas que pueden transmitir virus. Son vectores de enfermedades. Se alimentan en el envés de la hoja y producen una secreción dulce o mielecillas. Los ataques más severos se llegan a presentar en época cercana a floración o estado de grano lechoso, afectando su llenado y como consecuencia el rendimiento.

(INFROAGRO)

Enfermedades

Roya del sorgo (Puccinia sorghi), es una de las principales enfermedades con mayor incidencia y severidad que se presenta en el cultivo del sorgo. Su aparición inicia en la etapa de maduración del grano hasta el llenado del grano, la severidad del daño se incrementa en variedades susceptibles, lo cual hace que el follaje no sirva para la alimentación del ganado.

Mancha gris de la hoja (Cercospora sorghi), este patógeno aparece en la etapa intermedia del ciclo vegetativo, alrededor de los 60-70 días después de siembra. En variedades susceptibles el hongo daña completamente al follaje.

(INFROAGRO)

Usos del sorgo

Este cultivo tiene una variedad de usos, por ejemplo para la alimentación ganadera, se puede utilizar para pastoreo directo, como reservas en forma de silo de grano húmedo y de planta. Otro uso puede ser el aporte de grandes cantidades de rastrojo que contribuyen a mejorar la cobertura de los suelos. Su sistema radical desarrollado en profundidad le permite muy buena exploración del perfil del suelo, esto contribuye a mejorar la estructura del mismo, ayudando a mejorar las condiciones físicas, químicas y biológicas. En el mundo alrededor del 40% de la producción del este grano se destina a la alimentación humana en la producción de alimentos y bebidas para el ser humano. El grano de sorgo posee la ventaja de carecer de prolaminas (proteína que forma el gluten), que sí están presentes en otros cereales como trigo, avena, cebada y centeno, haciéndolo apto para el consumo por parte de personas celíacas (intolerantes al gluten) (Carrasco et al., 2011).